Post

Ideas luminosas: las bombillas de carbono

miércoles, 17 / febrero / 2016

Las bombillas y lámparas colgantes siguen de plena actualidad. Tienen un estilo muy definido, son de líneas simples y cumplen una función esencial: iluminar nuestra vida y… ¡decorarla! 

Esos cables que antes no sabíamos dónde meter se convierten en aliados cómplices divertidos, que crean formas y dibujos e invitan a soñar. ¿Te apuntas a esta tendencia?

Las bombillas de carbono o filamento de carbón acercan el pasado a la moda vintage y son aptas para cualquier instalación. El filamento está formado por hilo de carbón y es precisamente su longitud y color lo que preocura a la bombilla su vistosidad.

Se suelen fabricar en tres formatos: tubular, esférica o de globo y de pebetero. Agrupadas y a diferentes alturas, suspendidas únicamente de un cable y sobre una mesa de comedor, un rincón de lectura o una cama quedan ideales, aportan volumen sin cargar la estancia. 

También son perfectas para iluminar cualquier esfera o tulipa de cristal y con pantallas semitransparentes, tanto en lámparas de suspensión como en las de sobremesa.

Categoría:Decoración